Los constantes ataques de la resistencia y la anarquía que reina en Iraq provocaron una crisis en la industria petrolera de esa nación árabe, afirmó hoy el sitio digital Las Vegas Sun.

Entre agosto y octubre últimos, Iraq perdió siete mil millones de dólares debido a las acciones contra la infraestructura petrolera, destaca. La página web señala que sólo este mes ardieron una veintena de pozos y oleoductos en la región septentrional de esa nación del Golfo Pérsico.

Los problemas de seguridad llevaron a la principal industria iraquí a la crisis debido a los constantes sabotajes de la insurgentes y a tribu que trafican con el crudo, comentó.
El jefe de la Guardia Nacional iraquí en Kirkuk, general Anwar Mahoma Amin, precisó que numerosos clanes locales compiten entre si para obtener jugosos contratos para proteger las instalaciones del ramo.Sin embargo, las tribus derrotadas en la pugna se dedican a destruir la infraestructura para perjudicar a sus rivales, precisó el militar. Además, apunta Las Vegas Sun, las tribus rompen las tuberías que pasan por sus tierras para robar crudo. El general detalló que en la región de Kirkuk los pozos y tuberías han sido blanco de los rebeldes iraquíes en al menos 74 ocasiones.

Incluso, dijo, los bomberos, ingenieros y obreros del sector se niegan a trabajar por miedo a los ataques.

Amin admitió que en la actualidad el ejército local, entrenado por Estados Unidos, no tiene capacidad para enfrentarse con la insurgencia.

Al principio los objetivos favoritos de la resistencia eran los oleoductos, pero ahora prefiere atacar los pozos petroleros, pues sus reparaciones exigen más tiempo y dinero, indicaron voceros de una compañía del sector.En las últimas semanas las acciones de las guerrillas iraquíes se multiplicaron, en especial en el llamado triángulo sunita, en el centro del país. Al respecto, noviembre se convirtió en el segundo mes más mortífero para las fuerzas norteamericanas, tras la muerte de unos 130 soldados, según cifras oficiales.

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.