"Nuestras estimaciones se mantienen invariables para 2005, pero suben para los próximos años. Ahora esperamos que los precios se incrementen en 2006, con un precio medio para el West Texas Intermediate (WTI) superior a los 50 dólares por barril", indican Kevin Norrish y Paul Horsnell, analistas de Barclays Capital.

A media tarde, los dos barriles de referencia del crudo cotizan con avances que ronda el 1%. El Brent se sitúa en 55,38 dólares, y el WTI, en 56,9, tras haber registrado máximos históricos en los mercados financieros en 55,86 y 57,35 dólares, respectivamente.

Intentos de contención
La OPEP, bajo la intensa presión de Estados Unidos, acordó ayer un incremento de su techo oficial de producción de 500.000 barriles con efectos inmediatos en un esfuerzo por abaratar el petróleo. El cártel coloca la oferta oficial en 27,5 millones de barriles diarios (mb/d), el techo más alto desde que el sistema de cuotas fue introducido en 1987.

Sin embargo, este intento por apaciguar los temores a un desequilibrio entre la demanda y la oferta no resultaron efectivos. "El incremento podría no relajar los precios o el sentimiento de mercado en el corto plazo, pero es un necesario primer paso en proveer de alguna defensa contra la extrema tirantez del mercado de cara a la segunda mitad de este año", explican

La OPEP anunció también que abandona la cesta de referencia que usaba hasta ahora, y señaló que tiene preparado en la récamara una segunda subida de la cuota de producción de 500.00 barriles adicionales, que colocarían el techo oficial de producción en 28 millones de barriles diarios.

La ola de frío se come los inventarios
Según publicó ayer el Departamento de Energía, las reservas de destilados bajaron en 1,9 millones de barriles (mb), hasta 107,3 mb, y las de gasóleo para calefacción bajaron 2,4 barriles, hasta 37 millones de barriles (mb), un 10% por debajo de los niveles del año pasado por estas mismas fechas.

Los expertos señalan que la reciente ola de frío en el Hemisferio Norte ha provocado buena parte de este aumento del consumo y descenso en las reservas. "Los inventarios de gasóleo de calefacción y queroseno continúan cayendo con fuerza, y el conjunto de las reservas muestran este año su primera tirantez frente a los niveles normales", continúan Horsnell y Norrish.

Las reservas de gasolina cayeron en 2,9 mb, hasta 221,4 millones de barriles. Este nivel, aunque se encuentra un 10% por encima de 2002, no parece suficiente en opinión de algunos expertos Por otro lado, la capacidad de refino creció del 89,3% al 90,7% de utilización en la última semana. Los stocks de petróleo crudo (sin tratar)subieron en 3 millones de barriles, hasta 305,2 mb.

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.